Cuentos Sanadores

Si alguna, entre muchas cosas, tengo que agradecerle a mi madre, es el habernos inculcado el hábito de la lectura desde muy pequeños. Primero leyéndonos ellos cada noche y durante el día (no olvido esa mecedora de mi casa frente a la chimenea) y luego convirtiéndonos en lectores voraces desde muy pronto. Mi madre nos … Continúa leyendo Cuentos Sanadores